El daño no es de ayer…

El daño no es de ayer. Ignacio Padilla.

Una mezcla muy original. Normalizando lo absurdo.

9788415900153

Editorial: ALREVES
ISBN: 978-84-15900-15-3
N° páginas: 224
Medidas: 140 x 210 mm.
Fecha publicación: 07-10-2013
Encuadernación: Tapa blanda con solapa
17.00 €

Muchas veces los lectores nos dejamos llevar por diferentes criterios: por confianza en una editorial, autor, tema, género o por haber obtenido un premio. Este último fue el motivo que me llevó a comprar este libro, el premio y los miembros del jurado. El suculento premio era La Otra Orilla (que se despedía del mundo literario después de premiar a Marco Schwartz, Santiago Gamboa, Gioconda Belli, Ariel Magnus, Carlos Chernov y Horacio Vázquez-Rial) y el jurado estaba integrado por el colombiano Juan Gossaín, el argentino Horacio Vázquez-Rial y el español Pere Sureda.  Estos dos últimos nombres fueron los que me hicieron leer la sinopsis de la contraportada y finalizar la compra.

La novela desarrolla una trama llena de misterio, algo fantasmal, y muchas veces llegando al absurdo. Llevando el peso de la historia unos personajes consistentes, aunque no llevados por la lógica. En su momento se destacó el rico uso del lenguaje del académico Padilla.

En esta obra novela se unen varios géneros: misterio, western, espiritismo y humor. La acción se desarrolla en el Medio Oeste norteamericano y cuenta la historia de un excombatiente del Pacífico que debe ir a un pueblo perdido tras las pistas de un misterio: un hombre inmenso en cuya cabeza estaba su hermano, en cuya cabeza, a su vez, estaba su enorme perro (como lo lees). Aquí se reúnen varios personajes que buscan un mismo objeto: una máquina que libere a los espíritus de sus cuerpos para traspasarlos a otros cuerpos, una máquina que les ayude a luchar contra la muerte, sin olvidarse del taxista que va por ahí seccionando meñiques.

Muchos temas y visiones paródicas de temas tratados en la literatura desde el ocultismo hasta conspiraciones masónicas contra la estabilidad del mundo.

Si podéis encontrar esta “no novedad editorial” os animo a que os perdáis en el relato y que conozcáis (como lo he hecho yo) a un autor que firmó la declaración de principios literarios ‘Manifiesto del Crack’, en contraposición al más conocido ‘Boom’.

Nacho GO

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s