El niño que robó el caballo de Atila…

… de Iván Repila.

Valiente, poderosa y emotiva.
Un viaje iniciático en el interior de un pozo, un destello inolvidable.

portada_el-nino-que-robo-el-caballo-de-atila_ivan-repila_201706061842

Fecha de publicación: 07/09/2017
Idioma: Español
ISBN: 978-84-322-3280-0
Formato: 13,3 x 23 cm.
Presentación: Rústica con solapas
Colección: Biblioteca Breve 
14,00€

“—Parece imposible salir, dice. Y también: Pero saldremos.”

Tenía muchas ganas de leer a Repila así que El niño que robó el caballo de Atila me parecía una buena elección. Teníamos un título que auguraba una metáfora inteligente y 144 páginas por delante para conocer a dos hermanos, uno es grande y el otro es pequeño, no sabemos sus nombres. No nos interesa. Nuestra tarea será descubrir cómo han acabado el Grande y el Pequeño en ese pozo en mitad del bosque y sobre todo los distintos modos que se plantean para salir del mismo.

El Pequeño es muy pequeño así que la sensatez y la cordura va de la mano del Grande. Él comprende todos los ingredientes y tiene una meta, un plan que llevar a cabo sin embargo no va a ser fácil. El hambre, la sed y el frío son sus peores aliados y la vencen como pueden. La única condición es que la bolsa de comida de mamá no se toca bajo ningún concepto así que para sobrevivir veremos como sus estómagos se van acostumbrando a ese nuevo tipo de alimentación que propone el Grande: lo que hay en el pozo.

Pero no solo sus estómagos se acostumbran a su nueva forma de vida sino que sus cuerpos pasan por diferentes estados anímicos en los que se rozará la locura, la venganza, la lealtad, el amor fraternal y el odio. Las alucinaciones y la enfermedad lucharán contra el ansia de sobrevivir de estos dos hermanos que se encuentran confinados en ese oscuro agujero mientras somos partícipes de la transformación de estos dos hermanos en adultos y de la enorme fortaleza que se esconde en esos cuerpecitos que se van derrotando a lo largo de la historia.

Me ha gustado El niño que robó el caballo de Atila, y mucho. La angustia y el desconocimiento que se palpa mientras leemos se transforma una vez cerrado el libro en una tremenda e impactante reflexión sobre el comportamiento humano en situaciones extremas. Me ha gustado el detalle con el que Iván describe la tortura a la que los protagonistas se ven sometidos quizá buscando también en nosotros como lectores la desesperación que ellos mismos sufren con cada embate de ese pozo que los engulle. Una pequeña gran historia.

Captura de pantalla 2017-11-01 a las 10.04.49

Me gusta lo que hago. Aquí lo tienes. Es gratis. Es un hobbie. Pero es mío. Respétame.

 

Eris

Anuncios

6 pensamientos en “El niño que robó el caballo de Atila…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s