Fuego…

… de Joe Hill.

El mundo se ha carbonizado.

107

Nocturna Ediciones
Colección: Noches Negras, n.° 1
ISBN: 978-84-16858-10-1
Fecha de publicación: Mayo 2017
Encuadernación: Cartoné con sobrecubierta
Páginas: 816 
Precio: 24,00 €

Joe Hill es un autor del que compro las novelas compulsivamente igual que las de su padre, Stephen King, pero a diferencia del Sr. King de él aun no había leído nada, no por ganas, no me falta ni un solo libro suyo en las estanterías pero siempre me falta algo, el empujón. Así que como a veces el ansia de leer novedades (no siempre acertada) puede más frente a los eternos libros pendientes no demoré mucho su lectura. Ahora ya puedo decir que me he iniciado con el autor y me alegra conocer por otros seguidores que no estamos ante su mejor novela.

El título original de esta novela es The fireman quizá un poco más orientado al peso de este personaje durante toda la novela pero sin duda considero que la traducción del mismo ha sido acertada ya que me hace pensar que quizá se haya querido trasladar ese protagonismo al ambiente que se respira en una historia en la que el mundo se ve bajo el yugo de una plaga mortal que se ha extendido por todas partes. Esa plaga, una espora bajo el nombre de Trichophyton draco incendia y ya conocida por la humanidad como Escama de dragón se transmite marcando la piel con manchas negras y doradas que se iluminan justo antes de hacerles estallar en llamas. Fuego.

El desconocimiento sobre la manera en la que esta espora se transmite y el hecho de que no ha sido posible encontrar un antídoto genera en la población una serie de reacciones que hacen que la situación para los infectados no solo se haga irrespirable por la manera en que el ambiente se ha ido cargando de humo y ceniza sino por el rechazo que sufren por parte de los que aún no han contraído esa muerte inminente.

En toda esta atmósfera en la que el pánico convive con el desastre aparece la enfermera Harper Grayson en la que por casualidades del destino y su afán por ser una ayuda allá donde la necesiten la escama de dragón ha encontrado una nueva morada. Su marido, Jakob, y ella, ante la posibilidad de que ambos resultasen contagiados inminentemente, se vieron obligados a sellar una especie de pacto en el que ambos se irían antes de que estallaran en llamas, pero algo sale mal… Harper queda embarazada a la par que la escama de dragón comienza a dar sus primeras señales de ocupación así que su sentimiento maternal le hace romper el acuerdo.

Esta parte de la historia transmite en el lector la sensación de angustia ante la posibilidad de tal apocalipsis y Harper trata de pasar desapercibida ante un alrededor que se ve envuelto en el caos y la exterminación de los contagiados por parte de la población sana. En medio de todo esto conoce a The fireman, el bombero misterioso que es capaz de dominar a la espora de una manera asombrosa, ayudando a las víctimas de la enfermedad y capaz de emplearla como arma para los exterminadores.

A partir de ese momento el autor nos va introduciendo en una novela en la que, como digo, el apocalipsis está bien trazado. Nos va presentando a una cantidad considerable de personajes con los que pronto seremos capaces de familiarizarnos de la misma manera que respiraremos el ambiente enrarecido que se muestra en cada una de las situaciones que irán ocurriendo en las que se va palpando el desánimo de la población. Sin embargo existe un lugar, como en todas las novelas de género que he leído, donde parece que los damnificados por la espora encontrarán la manera de sobrellevar este desastre, un campamento donde parecen estar a salvo, tratan de aprender a vivir con la escama y a donde el autor nos transporta para que observemos desde la barrera y a salvo cómo los lugares aparentemente idílicos guardan un trasfondo donde tendrán lugar todo tipo de sentimientos.

Joe Hill a creado una historia entretenida con algún que otro cambio de ritmo que por momentos puede hacerse algo pesado aunque entendible en una novela de más de 800 páginas de corte apocalíptico en la que el autor también nos va dejando caer una serie de “desastres” que irremediablemente me han sacado alguna que otra sonrisa por su ingenio. Una novela en la que, bajo mi punto de vista, la protagonista no es Harper ni el bombero, sino esa escama de dragón que campa a sus anchas en una sociedad debilitada que ignora su comportamiento y lo aprovecha para hacerse con lo que más necesita, la vida.

Captura de pantalla 2017-07-13 a las 23.58.25

@yoplanetaeris en Instagram

“Harper Grayson había visto arder en la tele a un montón de gente, como todo el mundo, pero la primera persona a la que vio quemarse en vivo fue en el patio de detrás del colegio.[…]”

Eris

 

GuardarGuardarGuardarGuardar

Anuncios

Un pensamiento en “Fuego…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s