Un atraco muy deportivo…

… de Jesús Cortés (Autor), Oriol Malet (Ilustrador).

El primer número de la colección Los 4 Sherlocks

9788498456486_04_g

número 001
Autor/a: Jesús Cortés
Ilustrador: Oriol Malet
Formato: 14,5×22 cm
Páginas: 96
ISBN: 9788498456486

Sinopsis

Fran, Gomo, Mati y Wen practican deportes por diversión y, además, les encanta devorar los libros del detective Sherlock Holmes.

La recaudación robada en un torneo benéfico de fútbol los enfrentará a su primer caso como detectives. Todavía no lo saben, pero es cuestión de tiempo que demuestren sus conocimientos en el arte de la deducción y se conviertan en… ¡los 4 Sherlocks!

Pero la semifinal del torneo ya está en juego y ¡tienen muy poco tiempo para resolver el caso!

El autor

Nacido en Torrent (1962), l’Horta Sur, Jesús Cortés creció en una familia de clase media. Gracias a sus hermanos mayores, desde bien pequeño disfrutó de los tebeos de la época que le despertaron una afición por la lectura que, con los años, se volvió casi enfermiza. El gusto se transformó, así, en vicio, y de los tebeos pasó a las novelas ilustradas que se publicaban en colecciones dedicadas a la llamada «literatura universal». De esto a querer escribir sus propias historias tan sólo quedaba un paso y, despacio, durante el etapa académica, las típicas redacciones de escuela le sirvieron de excusa para redactar –o escribir– de una manera muy diferente a la de sus compañeros, hecho que no pasó desapercibido para sus profesores de letras.

Siempre fascinado por el poder de los libros y por su capacidad de aislarlo del mundo real, Cortés continuó cultivando sus aficiones mientras se preguntaba cada vez con más insistencia si no sería capaz de llegar a escribir con la solidez necesaria como para publicar alguna historia. Mientras tanto, los estudios lo llevaron hasta las puertas de la universidad, pero circunstancias adversas lo sacaron del camino del aprendizaje y lo desviaron hacia el mundo del trabajo, donde desarrolló tareas de lo más áridas, y por supuesto nada creativas, que nada tenían que ver con el mundo de los libros.

Durante la década de los 80, y gracias a la evolución socio-política de la comunidad valenciana, el mercado literario en nuestra lengua experimentó una transformación que facilitó el acceso a una nueva literatura que Cortés no quiso dejar correr. Así, los autores clásicos dieron la bienvenida a los estantes a otros valencianos, gracias a los cuales Cortés pudo descubrir la literatura autóctona que, con penas y trabajos, empezaba a abrirse hacia el gran público como no lo había hecho nunca.

Decidido a dar un paso adelante y a tocar a la puerta del mundo de la publicación, la editorial Bromera, de Alzira, le dio una primera oportunidad que no desaprovechó. Ya hace casi veinte años de esto, y desde entonces, casado, con una hija, y ocupado con las letras, ha publicado trabajos varios dedicados, sobre todo, en la literatura infantil y juvenil, la mejor, piensa, para formar y divertir a la vez al lector a través de la evasión y el entretenimiento. A los premios literarios Ciutat de Alzira obtuvo el premio Bancaja de Narrativa Juvenil 1997 con la obra No me puedes decir adiós, y el 1999 ganó el premio de Narrativa Infantil y Juvenil Vicent Silvestre con El ojo de la momia.

Fuente: aquí

El ilustrador

Nace en Martorell el 27 de abril de 1975.

Pasa por la escuela de artes plásticas Ca l’Oller de Martorell, el Ea Serra i Abella de Hospitalet de Llobregat y por la facultad de Bellas Artes de Barcelona. De jovencito se aficiona al rock y toca la batería de forma autodidacta. Siempre se promete a sí mismo que, si un día se dedica profesionalmente a la ilustración, paralelamente se adentrará de manera académica en el mundo musical. Hacia el 2004, después de unos años donde hace de todo y nada, empieza la carrera como ilustrador profesional.

Dentro del equipo de Malet&Co ha trabajado con editoriales como Teide, Barcanova, La Galera, Randomhouse, Cruïlla o Animallibres. En prensa ha colaborado con Jot Down, TimeOut y La Vanguardia. Ha hecho trabajos discográficos con artistas como Roger Mas, Llibert Fortuny (Triphasic), Final Step o Nu-b. Oriol es clave para los hermanos Malet, ya que es director de arte de todos los proyectos. Tiene la capacidad de ponerse en la piel de todos sus hermanos, que ven en él el pilar imprescindible de todos los trabajos. La editorial Elige Libros lo supo ver y recientemente lo ha requerido para ejercer de director de arte. Sin embargo, el polifacético Oriol también realiza trabajos de ilustración, y desarrolla lo que llamamos ilustración personal. Sin duda, de todo el equipo es que aún los proyectos con un estilo sin cliché estético que pueda condicionar. Asegura que los referentes que tiene no son gráficos, sino literarios y musicales. Los dibujos de Oriol beben más de la obra de Boris Vian o Charles Mingus que de ningún artista plástico. Hace años que estudia música con su instrumento de toda la vida. Ahora, además, centrado como está en el jazz, se ha puesto a tocar la trompeta.

Fuente: aquí

Mis impresiones

El filósofo José Antonio Marina asegura que “haber leído de niño aumenta la probabilidad de que se lea de adulto. Sin embargo, todas las encuestas nos dicen que en la enseñanza secundaria se pierde la afición a la lectura. Los niños leen más que los adolescentes

Este es un libro perfecto para servir como enlace entre las lecturas infantiles y pasar a las juveniles. Los protagonistas cursan el último curso de primaria y a los jóvenes lectores les resulta muy sencillo poder identificarse con ellos.

Screenshot_1_Fotor

El narrador del libro es Fran, un chico inteligente y reflexivo que comparte la afición por las historias de detectives con sus inseparables amigos Mati, Gomo y Wen (todos ellos identificados y definidos en la primera página, para facilitar la lectura). Su detective de cabecera es el inefable Sherlock Holmes, omnipresente en la literatura de detectives; siguiendo su sistema deductivo se enfrentar a la resolución de un misterio.

Cada uno de los personajes tiene una personalidad y características diferenciadas que se integran para conformar un equipo perfecto, preparado para afrontar cualquier aventura. En esta ocasión, será el robo de la recaudación de un torneo de fútbol a favor de una asociación para el estudio del síndrome de Apert. Este mezcla de deporte y solidaridad son unos valores que aportan un valor añadido al entretenimiento de la lectura. El desafío al que se enfrentan puede ser compartido por los jóvenes lectores, que pueden “ayudar” a desentrañar el misterio.

Screenshot_2_Fotor

Al final del libro aparece un apéndice teórico sobre el deporte en cuestión: el fútbol.

Entretenimiento y diversión garantizada y todo ello jalonado con ilustraciones que acompañan o explican la narración. Una lectura sumamente atractiva que encantó a nuestras sobrinas e incluso a mí 😉

Screenshot_3_Fotor

Si queréis echar un vistazo al primer capítulo os dejo el enlace aquí.

Nacho GO

Anuncios

2 pensamientos en “Un atraco muy deportivo…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s