Cuentos de los mares del sur…

… de Jack London.

Seguramente a muchos os pasa como a mí. Llega el verano y preferimos lecturas ligeras o thrillers imparables que no requieran demasiada concentración lectora en los espacios abiertos como playas y piscinas en las que a veces no es tan cómodo leer como en principio pueda pensarse. Sin embargo, también reconozco que a estas alturas de verano ya necesitaba mi dosis de literatura clásica a la que intento ser fiel. Me encanta leer obras rescatadas de autores más o incluso menos conocidos y ahí Navona, hace una tarea espectacular.

A Jack London lo conoceréis algunos quizá más por su famosa novela Colmillo Blanco, adaptada cinematográficamente en varias ocasiones, incluyendo la película de 1991 protagonizada por Ethan Hawke. Pero aquí no os traigo una novela. Os traigo una colección de ocho relatos que en julio de este año la editorial Navona ha reeditado bajo el título “Cuentos de los mares del Sur” (ya editada anteriormente por Navona en septiembre de 2008).

cuentos-de-los-mares-del-sur

Fue un aventurero, un hombre de acción y un gran escritor, como pocos lo han sido. Sus historias son inolvidables” GEORGE ORWELL

“Jack London, por suerte, es uno de los autores americanos más leídos en el mundo.” E. L. DOCTOROW, The New York Times Book Review.

“Nos mostró una tierra incógnita con las palabras precisas, con imágenes y personajes inolvidables.” NORMAN MAILER

Sinopsis

Estos relatos de los mares del sur conservan la fuerza narrativa del primer London, con el fondo del nuevo paisaje feraz y marino, pero tan inhóspito y ominoso como el desolado norte. Como si quisiera encarnar involuntariamente el tópico de que uno puede huir de cualquier sitio, pero no de sí mismo, el autor desplaza sus obsesiones unos miles de millas al sur, entre islas y atolones, traficantes de esclavos y comerciantes de perlas, caníbales y cazadores de cabezas. Este tortuoso viaje interior se plasma en unas narraciones en las que la naturaleza sigue siendo cruel e indiferente al sufrimiento humano, y en las que el autor se desplaza hacia la amargura. Tal vez no sea el London de la fiebre del oro, pero pocos autores han retratado con más pasión y convencimiento esos mares en los que, tarde o temprano, todos acabamos siendo náufragos.

El autor

Jack London (San Francisco, 1876-1916) hace mucho que ocupa un lugar de honor en el panteón de los «clásicos norteamericanos». Numerosos son los hitos que jalonan una obra prolífica y multiforme: de la casi autobiográfica Martin Eden, a La llamada de lo salvaje o Colmillo Blanco, pasando por las series de relatos sobre el Gran Norte o los mares del sur. Referencia ineludible de la literatura de aventuras, vivió como escribió, con la pasión de los que saben que «vivir no es solo existir».

Mis impresiones

Nos encontramos ante una obra que nos hace viajar a través de los Mares del Sur con una prosa realmente irresistible en la que la camaradería, el racismo, canibalismo, ansias de riqueza y fenómenos naturales que azotan esos parajes y que con tanta maestría nos describe London tienen cabida.

Sé que muchos de vosotros no soléis escoger los relatos como lectura habitual pero no es mi caso. Poco a poco me he ido adentrando en este género y cada vez se aleja más de mi mente ese prejuicio que antes tenía al pensar que un relato te deja con sensación de vacío. El truco debe estar en escoger bien a quien relata las historias porque no solo la historia es lo importante, lo importante es cómo está contada y la cantidad de cosas que un autor puede aportar en tan pocas páginas. El caso que me ocupa es precisamente uno de esos en los que no existe esa sensación de que a la historia le falta algo. Todos los relatos tienen una gran carga de cada uno de los ingredientes necesarios para que la historia llame tu atención y te haga reflexionar.

Ya en el prólogo de esta obra Vicente Campos, licenciado en Filosofía, editor y traductor que nos ha acercado a autores como Ambrose Bierce, Donald Barthelme y Patrick Hamilton entre otros nos comenta que “a pesar de que Los Mares del Sur ya habían sido visitados por grandes como Melville, Conrad o Stevenson, en estos relatos encontramos algunas de las mejores páginas del autor, un autor que atrapa, hechiza y sorprende en cada giro de la acción, la sabiduría de quien pinta un personaje con tan solo dos pinceladas y la rabia que se intuye impotente ante las injusticias de la vida y del mundo.” Un prólogo que nos presenta a un London que aunque ya conocía, tenía aparcado y rozando el olvido.

Siempre que leo uno de estos libros suelo tener mis preferidos y en este caso no se queda atrás. Esta vez mis elegidos son La semilla de McCoy y El pagano. Dos relatos perfectos en los que los personajes tienen una carga importante que invita a la reflexión sobre el comportamiento humano en momentos de crisis. Un lujo de relatos acompañados de la prosa de London a la que hacía mil años que no me acercaba y que ha resultado ser todo un reencuentro.

En definitiva, una colección con la que te echarás a la mar a viajar por estupendas islas paradisíacas que invitan a la paz y al relax tan ansiadas en esta época estival que está llegando a su fin y todo ello acompañado de una prosa que te mece como las olas en la que te invito a que te sumerjas.

Esta reseña fue redactada para la revista Comentamos del mes de septiembre.

Podéis acceder a la versión completa de la revista desde aquí.

Muchas gracias a la editorial por el ejemplar.

Anuncios

23 pensamientos en “Cuentos de los mares del sur…

    • Pues no puedo estar más de acuerdo contigo. Hay cosas que son de lectura obligada pero se nos van amontonando las novedades y siempre dejamos a estos grandes de lado. Quizá porque pensamos que siempre van a estar ahí. Es un gran trabajo el de Navona para que no caigan en el olvido. Un besazo!

      Me gusta

  1. De Jack London solo he leído un relato el año pasado y me gustó mucho, aunque este caso conociéndome me daría pereza ponerme con este, los libros de cuentos o relatos siempre se van quedando pendientes en mi estantería
    Besos

    Me gusta

  2. A mí me gustan mucho los relatos, aunque en general solo los leo de terror. Todavía no he leído nada de este autor (ya sabes, un eterno pendiente…), quizá esta sea una buena opción para empezar 🙂
    Besos!

    Me gusta

  3. No he tenido la suerte de leerlo, pero sé que debo hacerlo.
    Es como en el cine, puedes ver la última de la Cartelera, pero siempre quedará “Desayuno con Diamantes”. Me pondré con clásicos, o intentaré (auto-reto) leer uno al mes, al menos. Así que sigue subiendo posts de este tipo para coger ideas.
    Besotes.

    Me gusta

    • Navona es una editorial que nos reencuentra con autores, que nos presenta autores que han quedado en el olvido y además su colección de negra está escogida de manera increíble. Además ahora van a estrenar colección de biografías. Otra colección que promete. No me des las gracias, yo encantada de que se reconozca el gran trabajo que están haciendo. Un beso!

      Me gusta

  4. No he leído nada de este autor, a pesar de que “Colmillo blanco” creo que está por casa de mis padres. Este tipo de lecturas me recuerdan a mi adolescencia, leía mucho sobre paisajes lejanos y exóticos. Besos

    Me gusta

  5. Pingback: Actualización Reading Challenge #3 | LibrosEris

  6. Pingback: Mi 2015 en libros… | LibrosEris

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s